FINALIDAD DEL BLOG

Queremos ir aportando experiencias que sean prácticas y aplicables a tu casa en el amplísimo mundo de la alimentación.
Entendemos que es muy importante para cada persona poder acceder a una nutrición adecuada a sus circunstancias en su propia familia.

jueves, 16 de marzo de 2017

COMER SIN APETITO

Hay momentos, o situaciones, en los que convivimos con alguien que no tiene apetito, y no un día puntual, sino una temporada más o menos larga.

Sobra decir que cuando la  falta de apetito se alarga en el tiempo. hay que acudir al médico. Lo fisiológico en el ser humano es tener apetito (y como en todo, dentro de unos límites de normalidad). Como bien sabrás, el cuerpo humano es muy inteligente.

¿Qué hacer? La respuesta, evidentemente, no es fácil.
Como no es fácil perder peso, por muchas dietas "milagro" que existan (que por cierto, ni son un milagro ni son recomendables a NADIE, porque no son saludables). Tampoco hay una receta milagro, pero sí hay unas recomendaciones que a nivel doméstico, son fáciles de llevar:

- Intenta respetar un horario de comidas. Si tienes mucho desorden, o te saltas comidas o nunca es a la misma hora, es difícil crear un hábito y que el cuerpo responda a él.
- Mejor comer más veces, en menor cantidad. Esto es, tomar algo a media mañana y a media tarde, además de las comidas habituales, en cantidad normal. Los "empachos" no son buenos, ni siquiera en situaciones de falta de apetito.
- No tener apetito no significa que estés justificado para comer cualquier cosa: si hay un problema de pérdida de peso, es recomendable tomar alimentos energéticos, pero no necesariamente poco saludables. Unos frutos secos, pueden ser un buen complemento.
- Aprovecha los momentos en que tienes más apetito, para comer. Pero hazlo tranquilamente, ¡es importante!
- Intenta no comer solo. Comer con otras personas, es una de las cosas que nos socializan, y hacen que el acto de comer sea algo más que un proceso nutritivo. Es una de las cosas que nos diferencia de los animales.
- En la medida de lo posible, come en un espacio bien iluminado, limpio y agradable.
- Intenta evitar los sabores u olores muy fuertes en las épocas de poco apetito. Por algo dicen que el sentido del olfato, es en realidad, parte del gusto.
- Haz deporte, o pasea. El contacto con el aire libre es siempre bueno, y en este caso, no es una excepción.

Finalmente, recordamos que es importante acudir al médico si persiste la falta de apetito.

No hay comentarios:

Licencia de Creative Commons
Alimentación sana en casa by Marta y Alicia is licensed under a Creative Commons Reconocimiento 3.0 Unported License.